¿QUIERES RECIBIR MIS CARTAS SEMANALES EN TU EMAIL?

Volvió el manual Déjalo ir


La guía para aprender a soltar

Cambio de concepto: Trabajar por Jugar

Siempre pienso que es mejor escuchar las señales que no escucharlas.  Ante decisiones importantes o deseos irrefrenables de llevar algo a cabo, es mas tranquilizador pararse un segundo a observar que datos percibimos, tanto desde dentro como desde fuera. 

Se me ocurren mil cosas para hacer este verano y quiero hacerlas todas a la vez para lo que necesitaría  una tonelada de recursos físicos y materiales, entonces he descubierto que si me relajo, enseguida obtengo la respuesta a lo que para mí es importante. 

1- Escribir 
2- Continuar formándome
3- Visitar a mis amigos que están lejos
4-Leer un montón
5-Desarrollar las actividades que amo que se traducen en medios para vivir (si, me estoy negando a utilizar la palabra "trabajar" lo se) 

Ante el listín anterior ¿Por que me niego a utilizar la palabra trabajar

Según el diccionario de la RAE, la definición de  Trabajo es: Del latín tripaliare, de tripalium. 1) Ocuparse de cualquier actividad física o intelectual 2) tener una ocupación remunerada en una empresa, una institución, etc. ·) Ejercer alguna actividad u oficio. 

La definición no es para tirar cohetes pero sí es clara para entender el concepto. Solo que a veces ignoramos el pequeño detalle de donde viene esa palabra. Si buscamos el étimo,  el orígen de  trabajo viene del latín tripalium, que significa "Tres palos" que era nada mas y nada menos que un yugo de  tres palos donde se ataba a los esclavos para azotarlos. entonces la palabra tripalium se relacionaba con el hecho  "sufrir", que era cualquier cosa que causaba dolor en el cuerpo.

 Así estamos en nuestros días repitiendo tan anchamente un concepto tan negativo, y que cada vez se tiñe de mas y mas sombras. Tal vez con el paso del tiempo (desde la invasión romana hasta nuestros días ha llovido mucho) se le haya rebajado algunas dosis de carga negativa al concepto, pero el origen de la palabra no deja de ser espantoso. Seguimos relacionando el medio de ganarse un sustento, ofreciendo un saber, una dedicación, con sufrir, y  no solo físicamente, también mentalmente.  

Trabajar muchas veces es seguir jugando a lo que jugábamos cuando eramos chicos. Hay mucha gente que hace lo que ama, otras tantas estarán  buscando aquello que les gustaría hacer para llevarlo a cabo, y el resto intentando que lo que aman les de rentabilidad.

Trabajar no es sufrir, no tiene por que serlo. Desarrollar una actividad que  genere dividendos es la forma de relacionarse con el mundo. 

Por eso este verano no voy a trabajar, creo que voy a jugar a que hago algo que me gusta y voy a seguir entendiendo el mundo de la manera que estoy aprendiendo. Se trata de expandir la mente y ver las cosas desde otro prisma, es un cambio de estructura mental a veces puede resultar difícil viendo como está el patio en estos días, pero soy consciente de que si el cambio lo generamos nosotros , la situación que nos rodea inmediata también lo hará. 




4 comentarios:

  1. si coincide que se hace lo que a uno le gusta pero a veces la gente elije el trabajo por lo que le dijeron que le convenia ... conozco medicos que en realidad quisieran ser musicos y eso es lo que les hace feliz ... lo otro es una obligacion.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. si Tuni ! con la excusa de "tenes que estudiar una carrera" o tratar de cumplir mandatos familiares muchas veces uno se puede arruinar la vida!

      Eliminar
  2. Vaya, no sabía que tenía ese origen tan horrible o.O La verdad es que para mí siempre ha tenido cierta connotación negativa... siempre se me ha inculcado en casa que el trabajo es algo que no tiene por qué gustarte (y lo más probable es que no te guste) pero que con que te dé cierta estabilidad (falsa) y dinero a fin de mes es suficiente. Me alegro de haberme dado cuenta a tiempo de que no tiene por qué ser así!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Si! a mi me pasaba igual, la palabra ya se me hacia "trabajosa" incluso pronunciarla, y empecé a sospechar que en mi arbol genealógico estábamos haciendo las cosas mal,ya que a nadie le gustaba lo que hacía pero consideraban que era una "obligación". un beso y gracias por aportar!!

      Eliminar

¿Qué te pareció este artículo?

© Bioplanning • Theme by Maira G.